La gripe porcina conlleva mayor riesgo de diabetes en niños

La infección por la gripe H1N1, también llamada gripe porcina, puede poner a los individuos, en particular a los niños, en un mayor riesgo de desarrollar diabetes tipo 1, según sugiere una nueva investigación presentada en la Reunión Anual de la Asociación Europea para el Estudio de la Diabetes, celebrada recientemente en Lisboa, Portugal.

El estudio a nivel nacional encontró que los noruegos de 30 años de edad o menores que estaban infectados con el virus de la gripe H1N1 u hospitalizados con gripe durante la pandemia 2009-2010 presentaban el doble de probabilidades de desarrollar diabetes tipo 1 que la población general.

Se tratav de una enfermedad crónica autoinmune en la que el sistema inmunológico destruye las células necesarias para controlar los niveles de azúcar en la sangre.

Aunque cada año se diagnostican en el mundo más de 65.000 nuevos casos de diabetes tipo 1, aún no está clara la causa exacta de esta enfermedad. Parece que las personas heredan una susceptibilidad genética a este mal, pero también hace falta un detonador ambiental para que surja.

Las infecciones virales podrían ser ese activador. La infección con la gripe H1N1 se ha relacionado previamente con el desarrollo de trastornos autoinmunes, incluyendo la narcolepsia.

En este estudio, la doctora Paz Lopez-Doriga Ruiz y colegas del Instituto Noruego de Salud Pública y el Hospital Universitario de Oslo, en Noruega, analizaron los registros de salud noruegos de toda la población noruega de 30 años y menos (2,28 millones de personas) entre junio de 2009 y junio de 2014, fecha en la que allí hubo una pandemia de gripe H1N1 que se extendió a través de Noruega, para investigar si el diagnóstico de gripe pandémica está relacionado con un mayor riesgo de diabetes tipo 1.

Se ajustaron los resultados por factores influyentes, incluyendo el año de nacimiento, sexo, lugar de nacimiento, educación y vacunación contra la influenza pandémica; y los resultados fuern que después de la pandemia, 2.376 personas fueron diagnosticadas con diabetes tipo 1.

Aquellos que informaron de haber sufrido una enfermedad similar a la gripe durante la pandemia tuvieron un 18 % más probabilidades de ser diagnosticados posteriormente con la enfermedad que aquellos que no sufrieron gripe. Esta asociación fue aún más fuerte en niños de 15 años o menos, que tenían un 25% más posibilidades de desarrollar diabetes.

Los resultados también mostraron que los noruegos con influenza H1N1 confirmada por laboratorio o que fueron hospitalizados con un diagnóstico de gripe durante la temporada pandémica tuvieron un riesgo doble de desarrollar diabetes tipo 1 en comparación con la población noruega en general. Por el contrario, los diagnosticados con enfermedad similar a la gripe en la atención primaria no estaban en un riesgo significativamente mayor de desarrollar esta patología, bien porque sus casos fueron menos graves o porque eran de una variedad de la gripe H1N1, según los autores.

Los autores han concluido que "este estudio puede apoyar la hipótesis de que las infecciones respiratorias pueden contribuir al desarrollo de la diabetes tipo 1, debido al estrés y la inflamación en los individuos predispuestos".

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS