Revelan por qué la diabetes causa insuficiencia cardiaca

Los hombres con diabetes son 2,4 veces más propensos que los no diabéticos a sufrir insuficiencia cardiaca, mientras que las mujeres tienen cinco veces más probabilidades, según un nuevo estudio de la Escuela de Medicina Stritch de la Universidad Loyola Chicago, en Estados Unidos, que revela cómo, a nivel celular, la diabetes puede causar insuficiencia cardiaca.

Los investigadores creen que los hallazgos, publicados en la revista JCI Insight, podrían conducir a medicamentos para tratar y tal vez prevenir la insuficiencia cardiaca en pacientes con diabetes.

El estudio fue elaborado en el laboratorio de Jonathan A. Kirk, profesor asistente en el Departamento de Fisiología Molecular y Celular de la Universidad de Loyola.

En un corazón sano, las estructuras microscópicas denominadas miofilamentos hacen que las células del músculo cardiaco se contraigan. Las células trabajan sincronizadas para hacer que el corazón se contraiga y se relaje con cada latido. En los pacientes que sufren insuficiencia cardiaca, las células del músculo cardiaco se debilitan y, en consecuencia, el corazón no bombea suficiente sangre para satisfacer las necesidades del cuerpo.

El paciente experimenta entonces síntomas como dificultad para respirar, fatiga y edemas en las piernas; y la insuficiencia cardiaca, en última instancia, puede resultar fatal.

En el estudio, los investigadores se centraron en una molécula llamada metilglioxal. Cuando el cuerpo transforma los alimentos en energía química, se generan productos de desecho, incluido el metilglioxal. Normalmente, el cuerpo hace un trabajo eficiente eliminando el metilglioxal, pero el proceso de limpieza no funciona tan bien en los diabéticos, lo que permite que el metilglioxal se acumule y se adhiera a los bloques de construcción clave de las proteínas, lo que puede afectar a la función de las proteínas.

Los científicos examinaron el tejido cardiaco de tres grupos: personas sin insuficiencia cardiaca, personas con insuficiencia cardiaca que también tenían diabetes y personas con insuficiencia cardiaca sin diabetes. El estudio encontró que el metilglioxal modifica el miofilamento cardiaco más en pacientes diabéticos con insuficiencia cardiaca que en personas sin insuficiencia cardiaca o con insuficiencia cardiaca sin diabetes.

Los autores también encontraron que las modificaciones causadas por el metilglioxal debilitaban las células del músculo cardiaco al interferir con el funcionamiento del motor molecular.

Los hallazgos sugieren un nuevo enfoque para tratar a los pacientes con diabetes que están en riesgo de desarrollar insuficiencia cardiaca. Este enfoque implica el desarrollo de fármacos que contrarresten los efectos del metilglioxal al afinar los motores de los miofilamentos.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS