El vinagre mejora la diabetes y la resistencia a la insulina

Una investigación de la Escuela de Medicina de la Universidad de Atenas en Grecia, examinó dos veces a 11 personas con diabetes tipo 2, con una semana de descanso entre cada prueba, hasta concluir que añadir vinagre a los alimentos habituales reduce la glucemia después de una comida de alto índice glucémico entre los pacientes diabéticos.

Antes de las pruebas, los investigadores habían examinado la glucosa plasmática, la insulina, los triglicéridos, los ácidos grasos no esterificados y el glicerol de los pacientes, y después de las mismas le dieron a cada paciente 30 ml de vinagre (6 % de ácido acético) o un placebo de agua durante una comida.

Los investigadores procedieron a probar los parámetros sanguíneos de los pacientes cada 30 a 60 minutos durante las siguientes cinco horas después de la comida, hasta encontrar que el vinagre aumentó significativamente la absorción de glucosa dentro de las células de los pacientes diabéticos; a la vez que se habían reducido los niveles de azúcar en sangre. Este resultado fue posible gracias a una prueba de sangre de la arteria radial y de la vena del antebrazo.

La investigación también encontró que el vinagre reduce los niveles sanguíneos de insulina y triglicéridos. En este sentido, los investigadores concluyeron que el efecto del vinagre sobre el metabolismo de los carbohidratos puede ser en parte explicado por un aumento en la captación de glucosa, lo que demuestra una mejora en la acción de la insulina en el músculo esquelético.

Los niveles reducidos de insulina en la sangre, junto con reducciones en los niveles de glucosa, ofrecieron como resultado que el vinagre redujo lo que se conoce como resistencia a la insulina; y lo que es aún más significativo: el vinagre tuvo un efecto inmediato.

Cuando los investigadores probaron a los pacientes una segunda vez, pero con diferentes personas tomando el vinagre versus placebo, encontraron los mismos resultados.

Otro estudio de 2010 de la Escuela de Medicina de la Universidad de Atenas, también había encontrado que la adición de vinagre a una comida de alto índice glucémico dio por resultado la reducción de azúcar en sangre y los niveles de insulina entre los diabéticos. Los investigadores dividieron a 16 pacientes con diabetes tipo 2 en dos grupos. Aquellos del primer grupo recibieron una comida con un alto índice glucémico, incluyendo puré de patatas y leche baja en grasa. El primer día de la comida, fue añadido vinagre. El segundo día de la comida, el vinagre no fue incluido en la comida.

El segundo grupo recibió una comida del mismo valor nutricional, excepto que tenía un índice glucémico más bajo. Esta comida incluía pan integral, queso bajo en grasa y lechuga. Una vez más, se les dio la comida en dos días consecutivos, con y sin vinagre; y después de cada comida, cada sujeto fue sometido a pruebas de glucosa en plasma y niveles de insulina cada 30 minutos durante dos horas.

En el primer grupo, los que consumieron comidas con altos niveles de glucemia, los niveles de glucosa en sangre fueron significativamente más bajos (42 %) después de las comidas con vinagre.

Los investigadores concluyeron que “la adición de vinagre reduce la glucemia después de una comida de alto índice glucémico entre los pacientes diabéticos”.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS